El día 5 de junio se celebra el Día Mundial del Medio Ambiente. Con motivo de esta celebración, hoy os dejamos con un artículo que explica las 3r y su papel fundamental para el cuidado del medioambiente. ¿Sabías que, tanto a nivel personal como a nivel colectivo, tenemos mucho en nuestras manos? No os perdáis todo lo que podéis hacer por preservar el medio ambiente con la regla de las 3 r. Además, recordad que en nuestro centro podréis encontrar el Curso Universitario de Dirección y Gestión de Asociaciones, ONG y Entidades sin Ánimo de Lucro, y en Cooperación Internacional. Con él podréis especializaros en este ámbito clave para el medio ambiente y el bienestar social.

La regla de las 3 r: ¿Qué es?

Reducir, reciclar y reutilizar: estos tres conceptos son los que conforman la regla de las 3r. Seguro que alguna vez te has preguntado qué puedes hacer a nivel personal para cuidar del medio ambiente. Esta regla es, sin duda, la respuesta a tu pregunta. Veamos a continuación cómo podemos aplicar en nuestra vida cotidiana las 3 r:

Reducir

La generación de basura y residuos es un problema enorme para el medioamebiente. Se calcula que, a nivel mundial, generamos más de 2.100 millones de toneladas de desechos anualmente. Dicho de otra forma, cada año podríamos llenar hasta 800.000 piscinas olímpicas de basura, generalmente muy contaminantes para el planeta.

Por ello, la primera regla de las 3 erres hace referencia a la “reducción”, y es una cosa que está al abasto de cada uno de nosotros. Es obvio que hoy en día es prácticamente imposible acabar con los productos de un solo uso o consumo. Sin embargo, sí podemos comprometernos a reducir nuestro impacto personal en este sentido. Con pequeños actos personales podemos lograr grandes cambios sociales. Por ejemplo, vuelve a consumir productos frescos, apostando por los productos sin plásticos o envases innecesarios.

Reutilizar

La segunda regla de las 3 r hace referencia al concepto de reutilizar. DE todos los productos o materiales que utilizamos, la gran mayoría acaban desechándose. Sin embargo, esta regla nos invita a reutilizar todos aquellos objetos que a simple vista parecen obsoletos. Por ejemplo, ¿has pensado en que la lata de tomate que utilizaste ayer puede convertirse en un bonito macetero? Reutilizar lo máximo no solo contribuirá al cuidado del medioambiente, sino que puede verse revertido también en tu economía personal. Una relación win-win a todos los efectos.

Reciclar

Es la última de las 3 r y hace referencia a los procesos a los que podemos someter los desechos para evitar su impacto negativo en el medioambiente y, a su vez, minimizar el uso de nuevos materiales en los productos de nueva creación. La toxicidad de los residuos que generamos es un grave problema para el medio ambiente. Por ello es imprescindible evitar la generación de nuevos materiales contaminantes mediante el reciclaje. Fácil, sencillo y efectivo para el medio ambiente.

Utilizamos cookies propias y de terceros para fines analíticos y para mostrarte publicidad personalizada en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación (p.e. páginas visitadas). Clica AQUÍ para más información. Puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar”. plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies